jueves, 22 de enero de 2009

Heath Ledger y el Globo de Oro

Enlace a cineforever.com, en donde me quejo amargamente por el globo de oro que se llevó el guasón.

clic acá:

miércoles, 21 de enero de 2009

FUTBOL NUESTRO DE CADA DÍA :la selección sin mexicanos



A resultas de la puntada de Memo Ochoa, que, para ser justos solamente expresó lo que están rumiando muchos jugadores, varios comentaristas y más aficionados, han salido por aquí y por allá comentarios de lo más notable y glorioso en donde hemos dejado ver, antes que otra cosa, lo temendramente racistas y xenófobos que somos.

¡Qué no halla naturalizados en la selección! ¡Qué se les ponga un límite! ¡Qué nomás sean tres! y barbaridades similares se han dejado leer y escuchar. Con esos paisanos, seguro a los naturalizados no les han de quedar tantas ganas de que les digan mexicanos.

Jóvenes, un naturalizado es un mexicano y punto. Una selección con once naturalizados es, por necesidad y definición, una selección con once mexicanos y tan tan. ¿De cuando acá tan recelosos del honor nacional? ¿y cuando le echan porras a Cabañas, a Leandro, a Suazo, a Zeballos, por decir solo algunos cuantos?

la cuestión es la mar de sencilla ¿por qué hay tantos naturalizados? porque a) los directivos del futbol nacional prefieren comprar barato algún jugador extranjero que ponerse a trabajar con fuerzas básicas y b) esos jugadores que compran barato, no son lo suficientemente buenos como para ir a su selección nacional (¿Cuántos de los nacionalizados son paraguayos?).

¿Quieren que se acaben los naturalizados en el fut mexicano? dejen de traer jugadores brasileños y argentinos. De esa manera no habrá peligro de que no puedan llegar a sus selecciones respectivas (y de paso tendremos un poco de menos mañas y de estrellitas falsas).

Eso si, lo xenófobo y racista quien sabe como se nos vaya a quitar.